La Catedral de Burgos se ‘viste’ de luz y color con la intervención ‘Chromotopia Santa María’ de la artista austriaca Victoria Coeln

 

Chromotopia Santa Maria, de Victoria CoelnLa artista austriaca Victoria Coeln ‘viste’ el interior de la Catedral de Burgos de luz y color gracias a su instalación ‘Chromotopia Santa María’, inaugurada hoy en la seo burgalesa. La proyección luminosa, concebida ex profeso para el templo, se repetirá a partir de hoy y hasta el 13 de noviembre, desde las 15.30 hasta las 19.00 horas, dentro de las actividades paralelas programadas dentro del II Foro de la Cultura en colaboración con el Foro Cultural de Austria y el Cabildo de Burgos.

Victoria Coeln ha estudiado la arquitectura de la Catedral para crear su espacio de luz policromada superpuesta a la estructura gótica. La iluminación natural que llega a través de los ventanales  del templo y la que aporta la propia instalación conviven en la intervención, realzan la belleza de la construcción y llaman la atención sobre determinados elementos arquitectónicos. Todo ello en una intervención que realza el ambiente de espiritualidad del lugar. ‘Chromotropia Santa María’ da continuidad a un proyecto que la artista ha desarrollado en monumentos como la Catedral de San Esteban de Viena, declarada Patrimonio de la Humanidad, al igual que la de Burgos, y en otros de Éfeso, Capadocia y Göbekli Tepe (Turquía).

Convencida de que «la luz expande las fronteras de la imaginación» y sirve «como elemento de unión», Victoria Coeln recurre a este elemento para conectar épocas pasadas con la actual. «Quiero reflexionar sobre la manera de ver mi presente e integrar en nuestro mundo nuevos entornos trascendentales», ha explicado la artista. Las posibilidades que aporta la tecnología del siglo XXI refuerzan el efecto conseguido por los constructores medievales del templo con la luz natural.

‘Chromotropia Santa María’ propiciará hasta el próximo 13 de noviembre una forma distinta de contemplar la seo burgalesa, convertida en un alarde de luz y color. El acceso a la instalación podrá realizarse con la adquisición de la entrada de visita a la Catedral. Los pases individuales tienen un precio de 7 euros; 6 euros en el caso de las personas jubiladas e integrantes de grupos de más de 15 personas; 4,50 euros para estudiantes menores de 28 años; 3,50 para miembros de familias numerosas, desempleados y peregrinos con credencial; 2 euros para personas con discapacidad; y 1,50 para niños de 7 a 14 años.

La propuesta de Victoria Coeln en la Catedral forma parte de las actividades paralelas del II Foro de la Cultura, que se celebra en Burgos entre los días 4 y 6 de noviembre. El bloque expositivo de las jornadas incluyen también la muestra ‘Las letras de Bulgaria–Alfabeto de Europa’, que reúne interpretaciones de los símbolos cirílicos por parte de una treintena de artistas de veinte países (Escuela de Arte y Superior de Diseño de Burgos, hasta el 7 de noviembre, de 8.30 a 15.30 horas, con entrada gratuita), y la intervención del colectivo SiO2, ‘La monstruosidad de la belleza en ruinas’, en el exterior del antiguo monasterio de San Francisco, que ya puede contemplarse.

 

Déjanos un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*